Si tu pellet de estiércol o cualquier otro abono rico en materia orgánica se encuentra con la presencia de finos filamentos blancos estás en el lugar adecuado. Y es que al utilizar abonos naturales podemos encontrarnos con este síntoma que a priori puede parecer hongos en el pellet de mi planta, pero nada más lejos de la realidad. 

Actinobacteria, la bacteria beneficiosa en el proceso de descomposición

pellet en descomposicion

Seguramente, si en el sustrato de tu planta encuentras este telar blanco se trate de una actinobacteria. Estas a diferencia de los hongos son indicadores positivos de que el proceso de descomposición en el estiércol y otras materias orgánicas se estén realizando con éxito. Estos organismos beneficiosos que parecen hongos descomponen la materia orgánica para obtener un suelo rico y nutrido. Son bacterias naturales que se encuentran en el suelo y la apariencia de sus filamentos es una ventaja para una mejor descomposición. 

La mayoría de las actinobacterias requieren oxígeno para sobrevivir, por eso es importante airear el sustrato regularmente. Además, son de crecimiento más lento que las bacterias y hongos y el suelo moderadamente húmedo y de baja acidez favorece a su formación. Es aconsejable evitar las condiciones de pH bajo y los suelos encharcados ¡Cuidado con el exceso de riego!

¿Cómo eliminar los hongos del abono de mi planta?

Como hemos comentado anteriormente, probablemente se trate de actinobacterias y son microorganismos beneficiosos en el proceso de descomposición, por lo que no debes temer por la salud de tu planta. Más bien es recomendable para que el pellet se desintegre. En cambio, si estéticamente prefieres evitarlo, puedes airear el sustrato removiendo con un palito de madera y evitando excesos de riego y humedad en la tierra.

Hongos en el estiércol

Los hongos son saprofitos que descomponen el material muerto y a menudo se encuentran en los desechos animales, especialmente en sitios secos y ácidos. Su crecimiento en el estiércol es una parte inicial y natural en la descomposición de residuos pero luego las actinobacterias toman el control. 

Las actinobacterias presentes en el estiércol ayudan a digerir grasas, ácidos orgánicos y otros materiales que los hongos no pueden digerir en condiciones húmedas. La diferencia entre los hongos y las actinobacterias se encuentra en los filamentos, las actinobacterias tienen aspecto de una telaraña blanca y los hongos son aglomeraciones de pelusa gris o blanca creadas por las colonias de hongos. 

¿Te gusta el contenido de este post?

¡Apoya nuestro trabajo con 5 estrellas!

Media de puntuación 5 / 5. Votos: 4

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Ya que has encontrado útil este contenido...

¡Bichea en nuestras redes sociales!

¡Siento que este post no te haya sido útil!

¡Nos gustaría mejorar este post!

Cuéntanos, ¿en qué podríamos mejorar?

Quentin
Quentin Brouhon

Especialista en huerto y jardinería urbana

Bonjour! Soy Quentin y tras vivir en grandes ciudades como Bruselas y Sydney me di cuenta de la falta de información sobre jardinería urbana. Por ello, decidí (re)conectar con la naturaleza y aprender más sobre la Permacultura y el cuidado de plantas.

0
0 item

Pin It on Pinterest

Share This
Abrir chat
👋 ¡Hola! Pregúntanos lo que necesites y te atenderemos con mucho gusto 💚