El girasol es un cultivo originario de Norte América y muchos lo amamos por su gran belleza y color. En el huerto, atrae a excelentes polinizadores y ayuda a mejorar la biodiversidad, lo cual genera un aumento considerable en la cosecha.

De ancho y peludo tallo y de grandes flores de amarillo intenso, produce unas semillas conocidas como pipas super nutritivas.

Cómo plantar girasoles

Antes de pasar a ver cómo plantar girasoles, vamos asegurarnos de cumplir los requisitos esenciales para obtener éxito en el cultivo. ¡Toma nota!

Cómo sembrar semillas de girasol

Para germinar las semillas de girasol, necesitaremos asegurarnos de que la temperatura exterior oscile entre 18 y 33°C aproximadamente. También se pueden germinar en interior, aunque no lo recomendamos.

Existen múltiples variedades de girasoles y es preferible que te asegures de la altura máxima a la que puede llegar alcanzar, ya que de eso dependerá su lugar de cultivo.

En el caso de nuestras semillas de girasol gigante, pueden llegar a medir hasta 2,5m de altura y germinan entre 4 y 10 días después de la siembra.

Si finalmente te has decidido por germinar las semillas previamente antes de hacer una siembra directa, te recomendamos colocarlas en una toalla de papel húmeda. No debe quedar empapada ni gotear agua. Por lo general, notarás que los brotes surgirán a las 48h. Una vez lo detectes, puedes comenzar a plantar las semillas.

Antes de pasar a plantar, el girasol necesita:

Suelo

Este cultivo es apropiado realizarlo en suelos arenosos y ricos en materia orgánica aunque tienen una gran capacidad de adaptación.

Clima

Para su floración y maduración, requieren temperaturas elevadas (entre 20 y 25ºC)

Una vez tengamos las condiciones y el espacio adecuado, pasaremos a sembrar.

Siembra

Se plantan comúnmente en primavera para recoger sus frutos en verano. Para su siembra puedes hacer una profundidad entre 5 y 9 cm.

Algunos cuidados básicos

Mantén húmedo el suelo hasta que los brotes empiecen asomar. Protege las plantas de las plagas. Es muy común que muchos pájaros vengan a comerse las semillas, pero también los caracoles aman esta planta. Para impedir que esto suceda, puedes poner ajo alrededor y acompañar el cultivo de CDs o algún espantapájaros.

Riega semanalmente las plantas que están en proceso de maduración, aplica abono como humus de lombriz o compost en el suelo y forma tutores si lo ves necesario.

Sembrar girasoles en maceta

Para cultivar girasoles en maceta lo primero que deberás tener eln cuenta es la variedad, ya que difícilmente podrás plantar un girasol gigante que alcance 2m de altura.

Una vez te hayas asegurado de las necesidades básicas de dicho tipo, busca el recipiente con el tamaño adecuado. Por lo general, la mayoría de girasoles enanos pueden plantarse en una maceta de 30 a 40cm.

Prepara el sustrato con humus de lombriz sólido, ya que necesita un suelo rico en materia orgánica.

Introduce la semilla a una profundidad aprox de 2,5cm y riégala a diario hasta que empiecen a germinar. En condiciones óptimas empezarán a desarrollarse entre los 7 y 10 días posteriores.

Procura mantener los girasoles bajo luz solar directa y riegalos un par de veces por semana, ya que la tierra debe estar siempre húmeda.

Cosecha

Si tu variedad es de semillas comestibles, deberás dejar que la flor muera en el tallo. Estas semillas también madurarán y se secarán y suelen tener un color negro o grisáceo.

Se suelen recolectar entre julio y agosto.

Asociación de cultivo

Son muy óptimas para cultivar junto al maíz o el calabacín.

¿Aún te quedan dudas? Pues escribirnos por redes sociales o enviarnos un email a [email protected]

¡Nos vemos en el próximo post!

También te puede interesar: