A todos nos ha pasado alguna vez… Llega una planta nueva a casa, toca trasplantar y nos preguntamos qué tipo de sustrato será bueno para ella. Si bien cada planta se desarrolla en un suelo específico, elegir el mejor sustrato puede parecer una tarea cuanto menos sencilla ¡pero no hay de qué alarmarse! En este post te contamos con detalle todo lo que necesitas saber sobre los diferentes tipos de sustratos.

Tipos de sustrato

Partamos de una base: el sustrato es la tierra que contiene y alimenta a nuestras plantas, la base fundamental para su desarrollo y crecimiento. Las raíces tienen como función la fijación del suelo, la absorción de nutrientes a través del agua y, en determinadas ocasiones, también funcionan como despensa. 

La buena noticia es que podemos proporcionarles los nutrientes necesarios si sabemos dar con el sustrato adecuado para su especie pues, como hemos comentado anteriormente, no toda tierra vale ¡Cada planta es un mundo!

tierra para macetas

Sustratos para macetas

Generalmente, sustrato es el nombre específico que recibe la tierra en macetas y podríamos decir que la principal diferencia radica en sus materiales orgánicos e inorgánicos.

Sustratos Orgánicos para plantas

Los sustratos orgánicos son aquellos de origen material que tienen entre sus componentes materia orgánica como las siguientes nombradas a continuación:

Tierra para plantas

La tierra negra para plantas la podemos encontrar en diferentes calidades y es comúnmente empleada para rellenar o nivelar macetas y terrenos. En cambio, cabe destacar que esta tierra es insuficiente y pobre en nutrientes, por lo que si se utiliza para plantas de interior (en su mayoría de origen tropical), es recomendable mezclarla con humus y demás materiales que comentaremos en las siguientes líneas. Suele ser una tierra de baja calidad y en Pur Plant no recomendamos su uso. Eso sí, te puede servir como relleno o para utilizar en suculentas.

Compost

Compost, humus, vermicompost… Puede que estos nombres te suenen pero no te queda muy claro su función en el sustrato. Pues bien, podríamos decir que usarlo como única base para nuestras plantas sería suficiente. ¡Es pura maravilla!

El compost es el resultado del proceso de compostaje, que consiste en la transformación biológica de restos vegetales y animales en un producto homogéneo, un maravilloso sustrato o abono orgánico muy rico en nutrientes que además ayuda a reducir enormemente la basura.

Podemos obtener compost o humus únicamente de restos vegetales y, por otro lado, ayudarnos de las lombrices rojas californianas para acelerar el proceso de compostaje, dando como resultado humus de lombriz/vermicompost

Si quieres conocer más el tema en detalle no te pierdas este post de por qué usar humus de lombriz.

Turba

La turba se caracteriza por retener agua, lo que favorece a la absorción de los elementos nutricionales necesarios y aporta porosidad al sustrato. También es muy ácida y antibacteriana, protegiendo contra la putrefacción, las enfermedades y proliferación de bacterias. Estimula la raíz y no la comprime y permite que puedan respirar.

Es aconsejable usarla para el cultivo de hidroponia, plantas carnívoras, orquídeas,

El punto negativo es que para conseguirla se produce una decapitación del suelo. Es un recurso extractivo y esto no favorece a la salud del planeta, algo que por el contrario, el humus se obtiene al reciclar toda la basura orgánica. Un motivo a tener en cuenta ¿no crees?

Resaca 

La también conocida como resaca de río se compone de los restos orgánicos en descomposición que se extraen de las orillas de los ríos. Su uso es ideal para plantas que requieran suelos levemente ácidos como es el caso de las plantas tropicales o plantas de interior. Incrementa la retención de nutrientes, favorece la aireación y la respiración de las raíces, aumenta la capacidad de retención hídrica manteniendo durante más tiempo la humedad en el suelo y evita la compactación favoreciendo el desarrollo de raíces. Por último, destacar que regula y evita los cambios bruscos de temperatura en el suelo.

Sustratos inorgánicos

También conocidos como acondicionadores de suelo ya que no aportan nutrientes pero ayudan a mejorar sus cualidades físicas

Carbón Vegetal

Una auténtica revolución contra el cambio climático. El Biocarbón o Biochar es un acondicionador y retenedor de CO2 en la tierra, mejorando su estructura, textura, aireación y densidad. Además, contribuye a hacer más fértiles los suelos ácidos e incrementa la capacidad de intercambio catiónico (CIC) del suelo.

Aumenta la fertilidad incorporando microorganismos beneficiosos, mejora la capacidad de la tierra para retener nutrientes, agua y humedad y ayuda a las plantas a crecer sanas en un suelo más aireado.

Arcilla Expandida

arcilla akadama

Son unas bolitas que favorecen al drenaje y evitan los encharcamientos. También aligeran el peso de la maceta y facilitan el trasplante pues al cubrir el fondo del tiesto con ellas el sustrato se separa mejor del contenedor.

En japón utilizan la akadama, una excelentísima arcilla cocida para el cultivo de bonsái

Perlita

perlita para plantas

Este mineral de origen volcánico se esteriliza a más de mil grados generando así un material muy liviano, aireado y poroso. Su principal característica es que absorbe veinte veces su peso en agua. Al regar, la perlita aumenta su tamaño y va liberando el agua poco a poco hasta regresar a su estado natural. Su pH es neutro y no aporta nutrientes. 

Se utilizan mucho en los sustratos para aligerar la mezcla.

Vermiculita

Es un mineral de la familia de la piedra mica, por eso brilla. Compuesta por silicatos de aluminio, magnesio y hierro, retiene agua y nutrientes, aunque no tanto como la perlita. Se utiliza en la mezcla para obtener un sustrato suelto y ligero.

Fibra de Coco

fibra de coco mojada

La fibra de coco es un excelente material para usar como mezcla en los sustratos y se obtiene de los cocoteros naturales, siendo este un proceso de obtención eco friendly.

Se utiliza principalmente como retenedor de agua y tiene un pH neutro.

No te pierdas este artículo sobre la fibra de coco para conocer este material con detalle.

Materiales de terminación para sustratos

¡Hay muchas opciones! Para cubrir la superficie y mantener una buena humedad se puede utilizar musgo, piedras, corteza de pino e incluso paja.

corteza de pino macetas

Sustrato para plantas

Hay una base a la hora de elegir el tipo de sustrato, si lo vas a usar en cactus y suculentas o en plantas de interior de origen tropical.

Piensa en su hábitat natural; los cactus y suculentas crecen en suelos empobrecidos, carentes de nutrientes sin materia orgánica y arenosos. Su ambiente es cálido y seco y la tierra está continuamente expuesta a los rayos de sol con bajas temperaturas nocturnas. 

Ahora imaginemos el lugar de origen de la mayoría de plantas de interior; la selva tropical. Estos ecosistemas son frondosos, húmedos, cálidos y oscuros por la amplia variedad de plantas. Sus suelos son muy esponjosos gracias a un aporte continuo de materia orgánica por la continua muerte y vida de animales, insectos y la descomposición de hojas entre otros.

Por lo tanto, si queremos cuidar nuestras plantas de manera natural, a nivel ambiente hay que generar las condiciones de humedad y luz que necesita cada familia de planta. Pero a nivel radicular debemos imitar como sería el suelo en una selva de tratarse de plantas tropicales como las monsteras, calatheas, alocasias,etc y suelos sin materia orgánica como en los desiertos para cactus y suculentas.

Sustrato para plantas de interior tropicales

Los sustratos para plantas de interior como hemos comentado anteriormente han de ser muy porosos, livianos, con alta capacidad de retención de humedad y un ph ligeramente ácido.

Sustrato para Monsteras, Calatheas, Alocasias, Pileas y otras plantas tropicales

1 parte de humus de lombriz / compost

1 parte de perlita

1 parte de turba

½ de fibra de coco

½ carbón vegetal

Sustrato para Cactus y Suculentas

2 partes de tierra negra

1 parte de piedra pómez o piedras ligeras y porosas

Esperamos que esta información os sea útil y recuerda, un suelo vivo es fundamental para ver crecer felices a tus plantas. ¡Nos vemos en el próximo post!

¿Te gusta el contenido de este post?

¡Apoya nuestro trabajo con 5 estrellas!

Media de puntuación 5 / 5. Votos: 3

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Ya que has encontrado útil este contenido...

¡Bichea en nuestras redes sociales!

¡Siento que este post no te haya sido útil!

¡Nos gustaría mejorar este post!

Cuéntanos, ¿en qué podríamos mejorar?

Quentin
Quentin Brouhon

Especialista en huerto y jardinería urbana

Bonjour! Soy Quentin y tras vivir en grandes ciudades como Bruselas y Sydney me di cuenta de la falta de información sobre jardinería urbana. Por ello, decidí (re)conectar con la naturaleza y aprender más sobre la Permacultura y el cuidado de plantas.

0
0 item

Pin It on Pinterest

Share This
Abrir chat
👋 ¡Hola! Pregúntanos lo que necesites y te atenderemos con mucho gusto 💚